Multitudinaria marcha para “no dar ni un paso atrás”
 
Prensa
 

Multitudinaria marcha para “no dar ni un paso atrás”

La Facultad de Periodismo y Comunicación Social marchó a Plaza de Mayo como cada 24 de marzo

A 40 años del aniversario del último golpe de Estado cívico-militar, nos moviliza más que nunca la reflexión y la lucha por la Memoria, la Verdad y la Justicia.

Con la asunción del nuevo gobierno se evidencia la decisión de darle otro rumbo a las políticas derechos humanos. Son llamativas, tanto las declaraciones del presidente como de otros funcionarios, como el desmantelamiento de áreas de distintos estamentos del Estado que contribuían con los juicios de lesa humanidad. Sobre todo, después de 12 años de acciones efectivas e ininterrumpidas en esta materia.

La concentración de la marcha comenzó a las 14 en la intersección de las avenidas 9 de julio y Belgrano. Florencia Saintout, decana de la facultad de Periodismo y Comunicación Social, encabezó la columna acompañada por otras autoridades, docentes, no docentes, estudiantes y graduados de nuestra unidad académica, en compañía de Rosa Schoenfeld de Bru, participaron hasta el ingresó a Plaza de Mayo, junto a los organismos de derechos humanos, organizaciones sociales, estudiantiles, culturales y sindicales, y miles de personas que se dieron cita en una masiva convocatoria. En palabras de nuestra decana, Florencia Saintout “este año venimos con muchísima preocupación pero también con muchísima firmeza, para decir una vez más que nosotros no olvidamos, no perdonamos y que seguimos luchando por memoria, verdad y justicia”. Además, llamó a transformar esa “preocupación en fuerza colectiva”.

Una jornada particular, atravesada por la visita del presidente del país que participó directamente con el terrorismo de Estado, formando a los militares que llevarían adelante una de las páginas más oscuras de la historia Argentina.

Desde la vuelta de la democracia, junto a nuestras queridas Madres y Abuelas de Plaza de Mayo, y a numerosas organizaciones sociales y políticas hemos levantado la bandera de los Derechos Humanos para consolidar y fortalecer el Estado democrático, como un estado al servicio del pueblo. Desde el año 2003, con la llegada al gobierno de los compañeros Néstor Kirchner y Cristina Fernández de Kirchner, hemos dado un paso fundamental en la reconstrucción de la verdad, la promoción de la Memoria colectiva, la búsqueda de los nietos que faltan y la reparación las heridas que nos dejó el terrorismo de Estado, nutriendo a todo el pueblo argentino de nuevos derechos, generando puestos de trabajo, potenciando la justicia social, desendeudando al país, entre tantas otras cosas.  En este sentido,  Saintout comentó “a pesar de estar alertas, tenemos mucha alegría de estar juntos, mucha alegría de saber que estos años sí son irreversibles”, y recordó que “ya son muchos años de luchar contra la corriente de aquellos que querían el olvido, de aquellos que querían no preguntarse nunca más”.

En el escenario principal, Estela Barnes de Carlotto leyó un documento consensuado por las  Abuelas de Plaza de Mayo, Madres Línea Fundadora, H.I.J.O.S, Familiares de Detenidos y Desaparecidos por Razones Políticas y Hermanos de Desaparecidos por Razones Políticas en el que expresaron que el sentimiento que nuevamente los convoca es defender la democracia.

En relación al compromiso que asumió el presidente de Estados Unidos de desclasificar los archivos de la dictadura, reclamó: "Esperamos cumpla ese anuncio y podamos acceder a la información que tiene ese país que fue partícipe de todas las dictaduras en la región con el Plan Cóndor.”

La calle sigue siendo ese lugar de encuentro y confluencia para seguir exigiendo que los juicios por delitos de lesa humanidad, retomados luego de la derogación de las leyes de Obediencia Debida y Punto Final -el 20 de Agosto del 2003-, convertidos en política de Estado tras 12 años sigan siendo efectivos e irreversibles.

También sigue siendo el lugar en donde el pueblo se expresa y acompaña las causas justas. En un contexto de lucha sindical, los trabajadores de Tiempo Argentino decidieron que, aunque sea en una edición reducida y a cargo de ellos mismos, el diario estuviese en la calle. Nuestra institución, que los recibió en el último Consejo Directivo para acompañar su reclamo, apoyó esta causa con la compra de ejemplares para colaborar con los trabajadores.

Como no podía faltar, se escucho fuerte el reclamo por la libertad de Milagro Sala. En el documento leído, sostuvieron que “es una presa política de este gobierno al que le molesta la militancia". A su vez, la titular de Madres de Plaza de Mayo Línea Fundadora, Taty Almeida, expresó su preocupación por lo que sucede a lo largo y ancho de Nuestramérica: "Van por (Nicolás) Maduro en Venezuela, por Evo (Morales) en Bolivia, por Dilma (Rousseff) y Lula (Da Silva) en Brasil; las corporaciones no tienen fronteras, van por nuestra libertad y nuestros derechos”.

No vamos a dar un paso atrás, ni a renunciar a las luchas que consiguieron estas victorias y vamos a seguir por lo que falta, no vamos a renunciar a los sueños que nos propuso Néstor Kirchner, por todo esto seguimos diciendo: 30 mil compañerxs detenidos-desaparecidos, presentes, ahora y siempre.

Correo Perio