Se llevó a cabo una entrevista pública sobre violencia institucional
 
Prensa
 

Se llevó a cabo una entrevista pública sobre violencia institucional

En el marco del ciclo de charlas del Curso Introductorio 2018 de la Facultad de Periodismo y Comunicación Social de la Universidad Nacional de La Plata se desarrolló una entrevista pública sobre casos de violencia institucional que tuvo como protagonistas a Rosa Schonfeld de Bru (mamá de Miguel) y a Juan Uscamayta (papá de Emilia). También participaron del encuento Gabriel Morini (director de Radio Universidad) y Jorge Jaunarena (secretario de Derechos Humanos de la Facultad de Periodismo y Comunicación Social de la UNLP).

La apertura estuvo a cargo de Morini quien presentó la entrevista. En ese sentido afirmó que “ambos casos son causas que nos mueven y transforman, ya que nos obligan a indagar en cosas que están solapadas, ocultas. También, hay que decir que, no son tragedias fortuitas, son crímenes donde opera una violencia institucional atroz”.

Justamente sobre este último concepto de violencia institucional, Jorge Jaunarena, afirmó: “El 8 de mayo de 1987 fue el primer caso de gatillo fácil en Ingeniero Budge cuando la policía asesina a tres jóvenes. A partir de ese hecho, la sociedad empezó a respaldar estas causas y a indagar a la policía. Con el correr de los años, en 2008 ese término deja de usarse y aparece el de violencia institucional, ya que es un concepto mucho más amplio”.

Luego fue el turno de Rosa Bru, quien con respecto a la pregunta de cómo era Miguel, Rosa afirmó que su hijo “era una persona distinta a sus hermanos, era el que siempre estaba mejor, siempre estaba dispuesto ayudar a sus amigos y a la familia; ellos junto a la familia fue lo más importante que nos dejó”.

También habló sobre el amor maternal: “El padre trabajaba todo el día por lo que el vínculo con Miguel era muy fuerte y él me consideraba como un amigo por ese fuerte vínculo. Miguel era muy comunicativo, para lo bueno y lo malo, esto muchas veces le trajo problemas con la policía. Más de una vez se lo llevaron preso por discutir con policías”.

Más tarde fue el momento de hablar de la desaparición, en ese aspecto Rosa Bru contó que empezó a investigar por los amigos y compañeros de la facultad; “ellos me habían alertado por el accionar sospechoso de la Policía de calle de la comisaría 9º. Ya al poco tiempo de la desaparición nos empezaron a amenazar.

Habíamos tenido algunos rumores de que Miguel había sido visto pero ninguno era serio; asique empezamos a indagar por nuestra propia cuenta. Celia Jimenez (una prostituta de la zona roja de La Plata) fue la primera persona que nos pudo asegurar que a Miguel se lo habían llevado la 9º. Y fue Celia la principal testigo de la causa”.

Por último, fue el turno del padre de Emlia Uscamayta Curi, Juan quien afirmó que “ya hace más de 2 años que nos juntamos para pedir justicia por mi hija frente a un Estado municipal que hace de la vida de los jóvenes un negocio, que es profundamente corrupto y cómplice, por eso no es casual que mire para otro lado ante las injusticias”.

“Por suerte, hay mucha gente que se unió a nosotros para ponerle fin a estas cosas. Los empresarios de la noche siguen lucrando, ganando mucho dinero y sin ningún permiso. Se hacen denuncias, pero todos las dan como cajoneadas, como si no pasara nada. Nosotros desde la Universidad, los organismos de Derechos Humanos y organizaciones sociales estamos peleando contra esto”, afirmó. “El intendente no movió nada, no dice nada, no hay ningún detenido hasta el día de hoy. Pero vamos a ver qué pasa en este año que recién empieza. Yo no me voy a cansar y voy a seguir luchando.

 

Correo Perio