Proyectos e Investigaciones

 
7 Encuentro Nacional de Carreras de Comunicación
 
El Observatorio de Comunicación y Salud (U.N.L.P.) se presentó en la Universidad Nacional del Comahue.
 
Los días 10, 11 y 12 de septiembre en la Facultad de Derecho y Ciencias Sociales de la Universidad del Comahue -General Roca, Río Negro- se desarrolló el 7 Encuentro Nacional de Carreras de Comunicación:  “Comunicación, crisis global y creatividad constructiva”.  
En este marco, el Observatorio de Comunicación y Salud presentó en la Mesa XIV “Comunicación y Salud” la Ponencia “El Observatorio de Comunicación y Salud: un aporte analítico- propositivo”.
La mesa mencionada, además, se nutrió de la exposición de trabajos de investigadores de la Universidad Nacional de General Sarmiento, Universidad del Salvador, Universidad Nacional de Córdoba, Universidad Nacional de Misiones y del Instituto de Investigaciones Gino Germani.
---------------------------------------------------------------------------------------------------
Ponencia REDCOM TUCUMÀN 2009

 

OBSERVATORIO DE COMUNICACIÒN Y SALUD: ANÀLISIS PARA EL APORTE PROPOSITIVO DE PRÀCTICAS COMUNICACIONALES EN SALUD.
 
Dra. Susana Fernández Carral, Dr. Carlos Sanguinetti, Prof. Viviana A. Villa
Nuevas tecnologías y nuevas identidades
Facultad de Periodismo y Comunicación Social. U.N.L.P
sfcarral@hotmail.com   sanguinetticarlos@yahoo.com.ar  sectorvillaviviana@hotmail.com
 
El Observatorio de Comunicación y Salud, desarrollado en el marco de la Especialización en Comunicación y Salud de la Facultad de Periodismo y Comunicación Social de la U.N.L.P., se constituye en la primera experiencia de este tipo en nuestro país.
Su puesta en marcha, obedece a la respuesta de una alta necesidad de indagación, reflexión, análisis y sistematización en dos áreas de gran sensibilidad y vinculación socio-cultural: la Comunicación y la Salud. Ambos, factores coyunturales para el crecimiento y desarrollo de los pueblos que luchan por un proceso de transformación propio, originado por la participación y el trabajo conjunto. El mismo fue inaugurado el corriente año y a continuación presentamos sus objetivos, perspectivas y dimensiones de estudio.
 
El observatorio de Comunicación y Salud: eslabón de un proceso
Cabe mencionar que la concreción de este logro es el resultado de un avance progresivo, un eslabón –indicio de continuidad- de un proyecto que nació con la creación de la primera Especialización en Comunicación y Salud en Argentina, en el año 2003, en la Facultad de Periodismo y Comunicación Social de la U.N.L.P bajo la dirección del Doctor Carlos Sanguinetti. Dicha oferta de formación de posgrado se gestó como una propuesta académica,profesional y de investigación realizada en conjunto con la organización no gubernamental Médicos en Prevención a través del correspondiente convenio, que surge como respuesta a demandas en el plano de la investigación, de la acción en el sector salud tanto asistencial como de planificación de políticas y de la producción periodística específica, que en muchos casos denotan una falta de conocimientos teóricos y herramientas suficientes para el análisis de procesos y formas de divulgación.
La Especialización apunta a ser un ámbito de investigación, de práctica y de generación de conocimientos interdisciplinares y transdisciplinares para una resonancia pública de cuestiones relacionadas a la salud. No sólo contempla la investigación en el campo de las instituciones sociales y sanitarias sino también la práctica específica en los medios de comunicación, y en las áreas de salud.
Consideramos que el Comunicador en Salud es el profesional que identifica, en un contexto determinado, temas y problemas de salud, pero con el firme propósito de promover prácticas sociales que favorezcan la calidad de vida y por ende, que se atiendan de manera integral los factores de incidencia. Un desempeño profesional como el que se expone, no está desprovisto de dificultades ni de limitaciones. Comprendemos las condiciones e imperativos funcionales que articulan el quehacer de los periodistas y de las empresas mediáticas.
Entendemos el cúmulo de factores concomitantes que condicionan las agendas informativas y los temas a los que se da cabida en los desiguales espacios que operan como vitrinas del acontecer social, económicos y político. Ante ello, un profesional del periodismo en salud ha de difundir crítica, ética y responsablemente la información sobre los temas o dificultades que enfrentan amplios o reducidos sectores de la población.
La creación del Observatorio de Comunicación y Salud se constituye –entonces-en un apartado especial de este proceso de trabajo que acompaña los postulados recientemente expuestos. Como lo señala el Doctor en Comunicación, (Luis Ramiro Beltrán 1995: 33), refiriéndose a la comunicación y la salud “Es una alianza lógica y loable”. Alcanzar los procesos de transformación necesarios, optimizar las propuestas de comunicación y salud, condensar una mirada crítica y propositiva requieren indispensablemente de un campo de observación comprometido y responsable en la ejecución del análisis.
Examinar con rigurosidad para conocer y reconocer la realidad es el principio guía de este proyecto. Poder obtener información, asesorar, intervenir y contribuir en la mejora de la calidad de vida será el móvil de gestión del Observatorio.
Promoción de la Salud
Como lo postula la Organización Panamericana de la Salud (OPS) “La Comunicación Social posibilita llevar a cabo las funciones de movilización social, manejo de información y construcción de relaciones recíprocas por parte de la población a fin de que ella modele su propia conducta como individuos, pero también como cuerpo societal”(1), el observatorio acompaña está concepción y en consecuencia asume el entendimiento de la problemática de salud y comunicación como un proceso complejo, con particularidades dependientes de los contextos socio-culturales, políticos e históricos de las comunidades, sectores, instituciones y organizaciones de la cual los sujetos formen parte.  
Asimismo, cabe anunciar, adherimos a la afirmación emergente de la Primera Conferencia Internacional sobre Promoción de la Salud, la cual señala que “para alcanzar un estado adecuado de bienestar físico, mental y social un individuo o grupo debe ser capaz de identificar y realizar sus aspiraciones, de satisfacer sus necesidades y de cambiar o adaptarse al medioambiente”(2). Por lo hasta aquí expuesto, la promoción de la salud debe ser comprendida y analizada como la suma de los esfuerzos y acciones de la población, de los servicios de salud, los agentes de decisión de las políticas sanitarias y una multifactorial configuración de sectores socio-comunitarios que trabajan en la construcción de mejores condiciones de salud colectiva. El observatorio será un órgano que dará lectura y producirá una mirada sobre este ámbito con el objetivo de contribuir a la promoción de la salud.
Pero, es importante señalar que entendemos y compartimos el descreimiento sobre las perspectivas que anuncian que las personas como individualidades son protagonistas y gestoras de los cambios que las afectan, asumiendo una práctica –que para muchos sectores y comunidades- se torna lejana y hasta desconocida. Consideramos primordial, entonces, que más allá de la aspiración y construcción de la “participación protagonista” se solvente un proceso que conciba que los determinantes estructurales y las condiciones de vida en su conjunto constituyen los determinantes sociales de la salud. Lo cual implica que –entre otras cosas- el estilo de vida no necesariamente pueda comprenderse como un acto meramente libre, voluntario e individual, sino en clara correspondencia con marcos contextuales económicos, políticos, de distribución del poder y de los recursos.
Consecuentemente, como lo indica (Armand Mattelart 2004:2), el proceso de comunicación en salud, implica la construcción de identidades y que por lo tanto debe ajustarse a la realidad de lenguajes y contextos locales en que los sujetos se desenvuelven. Los procesos de transformación en comunicación y salud irán de la mano del aporte del conocimiento colectivo, de la interrelación, no podrá ser un impulso de corto plazo, sino de continuidad y articulación permanente, de miradas comprometidas y no sólo de observaciones aisladas.
 
Producción de conocimiento  
Será valioso advertir que el trabajo de investigación estará custodiado por la teoría, la cual nos ayudará a efectuar un análisis critico y reflexivo sobre una realidad que no sólo está constituida por hechos observables y externos sino también por producciones sociales asociadas a los significados, símbolos e interpretaciones gestadas por las vinculaciones, relaciones e interrelaciones de los sujetos.
Resta indicar que los resultados no buscan conclusiones absolutas ni deterministas. El Observatorio de Comunicación y Salud apelará a la producción de conocimiento específico sobre prácticas comunicacionales en salud y a su transformación. La sistematización del análisis de esas prácticas determinadas arrojará evidencias sobre los sentidos que las prácticas generan a partir de las percepciones de los sujetos afectados y la construcción del sentido social de las mismas.     
 
Delimitación del Campo de Estudio
La acción de observación tendrá el propósito de identificar, examinar, definir, comprender y sistematizar el proceso de convergencia reciproca que plantean los ámbitos de la comunicación y la salud a fin de orientar las prácticas comunicacionales. Compréndase por ello, a las políticas públicas sanitarias (campañas, planes, programas, etc.) y al sistema de salud en todos sus niveles e interrelaciones.
Se comprenderá la articulación de este campo de estudio en sus tres dimensiones:
1)       Comunicación Institucional /Organizacional
2)       Comunicación en Medios Masivos
3)       Comunicación Interpersonal
 
La comunicación institucional/ organizacional implicará el análisis de la comunicación que desarrolle la institución de salud en vinculación con otras instituciones de salud, la comunidad y los medios de comunicación masiva. Asimismo, se estudiarán los procesos comunicativos denominados comunicación interna. Se analizarán los funcionamientos comunicacionales en relación a la misión, metas, objetivos y estrategias del nivel organizacional.
En tanto, la vertiente analítica mediática trabajará sobre la evaluación de la información general y el análisis de contenidos específicos de los medios masivos de comunicación que permitan dar cuenta de antecedentes, tendencias y contextos de producción de sentidos y significados relacionados con la temática salud. Se realizaran estudios de seguimiento y monitoreo, se promoverá el diagnóstico estadístico y la interpretación de datos cualitativos emergentes del tratamiento comunicacional.
La comunicación entre pacientes, la comunicación entre los profesionales de la salud y la comunicación-relación médico-paciente serán los tres núcleos de observación, del campo de estudio definido como Comunicación interpersonal. Se analizarán las inflexiones, debilidades y potencialidades que se establecen en la problemática comunicacional anunciada. Se procurará describir el proceso y detectar estrategias comunicativas que operen en el campo.   
Dimensión de estudio: Comunicación Institucional /Organizacional
Objetivos:

  • Establecer proyectos para el desarrollo de metodologías de evaluación de la gestión comunicacional.
  • Establecer proyectos para el desarrollo de categorías comunicacionales relacionadas al funcionamiento de organizaciones de salud y su relación con otras instituciones.
  • Establecer proyectos para el desarrollo de indicadores de calidad para la evaluación del perfil comunicacional intra-interinstitucional.
  • Estudiar, analizar y emitir informes de acuerdo a lo anterior sobre la calidad comunicacional de las instituciones de salud.
  • Estudiar, analizar y emitir informes sobre la capacidad de las instituciones, respecto del uso de herramientas informáticas.
  • Estudiar, analizar y emitir informes sobre la capacidad del recurso humano de las organizaciones de salud, en la utilización de herramientas informáticas y su relación con el perfil comunicacional de las mismas.

Dimensión de Estudio: Comunicación en Medios Masivos.
Objetivos:

  • Estudiar, analizar y emitir informes sobre los contenidos y tratamientos que proponen los productos de los medios de comunicación masiva -de Argentina- sobre los siguientes temas de salud: nutrición y alimentos, drogas (legales e ilegales), drogadicción y salud sexual y reproductiva.
  • Estudiar, analizar y emitir informes sobre los temas, contenidos y tratamientos propuestos en las campañas publicitarias que aborden temáticas relacionadas con la salud.
  • Estudiar, analizar y emitir informes sobre los temas de salud que conforman la agenda de salud de los medios de comunicación masiva nacionales.
  • Relevar y establecer estadísticas sobre el desarrollo del periodismo especializado en salud, en Argentina.
  • Estudiar, analizar y emitir informes sobre la producción de mensajes referentes al comportamiento humano.

Dimensión de estudio: Comunicación Interpersonal
Objetivos:

  • Estudiar, analizar y emitir informes sobre las diferentes variables y categorías teóricas que refieren la vinculación médico-paciente, paciente-paciente, paciente –instituciones de salud.
  • Estudiar, analizar y emitir informes sobre las diferentes formas de establecer la relación médico-paciente.
  • Estudiar, analizar y emitir informes sobre la dimensión deontológica de la relación médico-paciente y los comités de ética asistencial.
  • Estudiar, analizar y emitir informes sobre la formación de habilidades comunicacionales de los profesionales de la salud.
  • Estudiar, analizar y emitir informes sobre la calidad de la relación médico-pacientes en distintas instituciones de salud.

Con el objetivo de ejemplificar con claridad alguno de los campos de estudio, a continuación se presentarán recortes temáticos que faciliten un mayor acercamiento a los campos de estudio.
 La Comunicación en Hospitales
El hospital como instrumento terapéutico es relativamente moderno, pues data de fines del siglo XVIII. Como institución, el hospital, inaugura una nueva práctica: la visita y la observación sistemática y comparada. En principio, el hospital constituía una entidad que recogía a quienes “iban a morir”. Esta representación termina con la medicalización del hospital, como expresión reactiva a los efectos negativos del mismo. Paralelamente, se establece una revalorización del individuo, pues su capacidad y sus actitudes empiezan a tener un precio para la sociedad. Durante el desarrollo del hospital como tecnología moderna, ocurren dos situaciones fundamentales:(a) La incorporación de la clínica como dimensión esencial del hospital, transformándolo no sólo en un lugar de cura, sino también de formación, capacitación y transmisión del saber. (b) La aplicación de la disciplina del espacio médico, donde se aísla el individuo, se le instala en una cama y se le prescribe un régimen.Aparece de esta manera una medicina donde el individuo es observado, vigilado, conocido y curado, surgiendo como objeto del saber y de la práctica médica.
La comunicación institucional/ organizacional implicará comprender los discursos y prácticas que los sujetos y los actores institucionales recrean en ese ámbito determinado. Como lo señalan los trabajos de los analistas institucionales, entre ellos el de Kaminsky, creemos que todo habla en la institución en la medida en que lo sepamos escuchar.
Los hospitales de nuestro país y especialmente los de las grandes ciudades trabajan con la urgencia de las demandas del día a día, pero – a pesar de las problemáticas criticas del acontecer cotidiano- son muchos los directores de estas instituciones, referentes de área, jefes de servicio y hasta profesionales que se expresan de modo personal, los que se preocupan e interesan por mejorar la comunicación interna, por favorecer espacios de difusión, diálogo, participación y organización. El observatorio reconoce las particularidades que presentan este tipo de instituciones y procurará realizar un aporte que contribuya a la apertura de alternativas viables y sólidas, que acompañen el deseo y la disposición a trabajar por la calidad de las comunicaciones dentro de un ámbito de múltiples interrelaciones y características que lo hacen singular en su intervención:
En un hospital, el número de profesionales, técnicos, administrativos y demás individuos afectados a labores diversas es elevado. Por otro lado, la estructura corporativa es compleja. Conviven en ellos diversos grados de organización y de jerarquías.
Una numerosa variedad de perfiles profesionales, con egos distintos, y expectativas distintas. Con estas características se establecen prácticas comunicacionales en competencia, con mensajes técnicos y restringidos, decididas y desarrolladas con consenso, mediadas por grupos, entre otras realidades que definen diversos sentidos. 
La organización del trabajo es amplia en el tiempo y en el espacio. Se observa una importante variedad de turnos, diversos espacios y usos particulares de los mismos -pisos, edificios- días alternos y contactos con pares de modo continuo o discontinuo. Todo este escenario puede potencializar circuitos diferenciados de comunicación.
Algunos profesionales tienen un mayor sentido de pertenencia a su servicio, a la profesión oa su especialidad, que al propio hospital en donde desarrollan su labor. Lo cual, construye imaginarios e identidades particulares, y propicia diferentes modos de concebir la comunicación interna, sus objetivos y participantes. En estasestructuras de gestión, además hay que hacer mención, a los distintos niveles de atención de acuerdo a complejidades crecientes y su vinculación de referencia y contrarreferencia como propuesta difícil de concretar.
Por otro lado, se analizarán los funcionamientos comunicacionales en relación a la misión, metas, objetivos y estrategias del nivel organizacional. Aunque, muchas instituciones no hayan planificado y diseñado estrategias concretas y éstas sean compartidas institucionalmente, hay experiencias que muestran un acabado interés en discutir sobre los procesos mencionados y un deseo cierto de trabajar para llevarlo a la práctica. Este es el caso, del Hospital Pediátrico “Dr. Humberto J. Notti”- de la provincia de Mendoza- cuyo desarrollo organizacional esta basado en la Planificación estratégica, el desarrollo del Recurso Humano y la gestión de calidad. El mismo, se propone fortalecer los canales de comunicación ascendentes, descendentes y horizontales; mejorar e implantar acciones de comunicación, de sus medios escritos, hablados y no verbales y aprovechar las nuevas tecnologías de comunicación de acuerdo a las metas propuestas para cada público objetivo.
La comunicación, como producción social de sentidos y como técnicas desarrolladas por los comunicadores es un elemento primordial para el desarrollo de estrategias en función del cambio. Como lo afirma (Gloria Pérez Serrano 1993: S/D), mientras que “La planificación nos ayuda a conjugar la utopía con la realidad, a armonizar lo que es y lo que debiera ser, a analizar donde estamos y hacia lo que se tiende”,la comunicación orienta los procesos y construye nuevos escenarios.
 
Publicidad y Salud
En tanto, como ya ha sido anunciado, la vertiente analítica mediática trabajará sobre la evaluación de la información general y el análisis de contenidos específicos de los medios masivos de comunicación que permitan dar cuenta de antecedentes, tendencias y contextos de producción de sentidos y significados relacionados con la temática salud.
 Sabemos que los medios de comunicación masiva y especialmente la publicidad televisiva- son los que construyen, recrean y transmiten imaginarios culturales frente al consumo de determinados productos. Dado que la publicidad brinda en sus testimonios cotidianos el ritmo variable de los gustos y de las cosas; de las gentes y de las épocas y como lo señala (Eulalio Ferrer Rodríguez 1982: 67) es el“lenguaje al que confluyen o del que arrancan cuantos medios hacreado el hombre para transmitir y dar a conocer su pensamiento, creando con las imágenes más sencillas y prácticas lo que en filosofía publicitaria pudiera llamarse conciencia de lacomunidad”, pueden observarse ciertas creencias y justificaciones que expliquen un determinado modo de ser del consumidor respecto a su entorno cultural y sus prácticas concretas.
Por otro lado, reiteramos que todo proceso de comunicación debe comprenderse atendiendo al reconocimiento del contexto histórico-temporal y espacial y a sus condicionantes socioeconómicos y culturales, donde se estructuran y modifican los valores, los mitos, los estereotipos y las modas. Como lo afirma (Orlando C. Aprile 2000:85) “La publicidad sirve de vehículo a los estilos de vida. Promueve valores sociales específicos, ciertos arquetipos de comportamiento, y precisos modelos socioeconómicos. En general, todos estos valores están ligados a lo que se ha convenido en denominar sociedad de consumo”.
¿Qué propuestas de estilos de vida construye la publicidad?, ¿alienta la prevención de enfermedades?, ¿promociona hábitos saludables?, ¿qué valores expresa sobre los cuidados del cuerpo de los jóvenes?, ¿sobre la alimentación de los niños?, ¿sobre la automedicación?; estos serán algunos de los interrogantes que impulsarán el trabajo investigativo del Observatorio de Comunicación y Salud.
 
Comunicación Médico- Paciente
La comunicación entre pacientes, la comunicación entre los profesionales de la salud y la comunicación médico-paciente serán los tres núcleos de observación, del campo de estudio definido como Comunicación interpersonal.
En el caso de la comunicación médico-paciente existe una gama sobreabundante de temáticas dignas de atención e investigación. En este marco, y con el sólo propósito de ofrecer una pequeña muestra, podemos mencionar la comunicación del diagnóstico, la comunicación de las denominadas “malas noticias” o la prescripción durante la consulta. Refiriéndose a la dimensión comunicativa de esta última, (Ivonne Bordelois 2009: 224) afirma “Ya nadie ignora que el énfasis que un médico pone en el momento de realizar una prescripción incide en la magnitud de los resultados clínicos que produce”.
La producción de mensajes, la percepción, la persuasión, las interpretaciones y los lenguajes se ponen en juego-de manera especial- en circunstancias tan particulares como anunciar la muerte o una enfermedad. Por otro lado, la formación profesional del médico –generalmente- carece de herramientas que lo habiliten para poder comunicarse frente a una información que indudablemente alterará la perspectiva del paciente con relación a su futuro y al de sus seres queridos.
En uno de los primeros libros sobre Deontológica Medica, del año 1495, de origen veneciano (De cauteris medico-rum), de Gagielli Zerbi, se puede leer una proposición comunicativa que aconsejaba que siempre se debía prometer al enfermo la curación con la ayuda de Dios, y cuando se haya alejado, se debía decir a la familia que las condiciones eran graves. Así, si se curaba, el médico tendría más mérito y alabanza, y si el enfermo muriera tendría testigos de que desde el comienzo no se esperaba el restablecimiento de su salud. Discusión ésta que aún sigue vigente en algunos ámbitos sanitarios. Qué decir, cuánto, cuándo y cómo se transforma, es una temática comunicacional que cada día busca más respuestas y procura avanzar en la contribución de bienestar y calidad de vida.
Una encuesta realizada en 1998 durante la celebración de la reunión anual de la Sociedad Americana de Ontología Clínica ha reveladoque más“del 90% de los 500 oncólogos encuestados reconocieron carecer de formación para comunicar “malas noticias” a sus enfermos y controlar las reacciones emocionales que las mismas podrían ocasionar en sus pacientes o familiares” (Gómez Sancho 1998: 50).
En un trabajo realizado en los centros de salud de la ciudad de La Plata respecto de la relación médico paciente, los obstáculos observados se referían a la dificultad de comprender, por parte de los pacientes, la terminología médica como así también las prescripciones de los profesionales de la salud en relación con los tratamientos específicos para tratar algunas dolencias. Por otro lado, otra situación percibida y expresada por los profesionales de la salud, ha sido que muchos pacientes eran analfabetos, por lo que deseaban materiales que pudieran ser comprendidos sin necesidad de dar lectura a un texto escrito. La dificultad se debía a que las piezas comunicacionales existentes pertenecían en general a laboratorios, que no tenían en cuenta las características socioculturales del grupo destinatario Este ejemplo se constituye en una minúscula prueba de lo mucho que resta de colaboración en este y otros ámbitos donde comunicación y salud se constituye en un binomio indisoluble, pero aún escasamente explorado. 
 
Notas:
(1) OPS/ UNESCO, Por una política de comunicación para la promoción de la salud en América Latina, Quito, 1993.
(2)Carta de Ottawa, Primera Conferencia Internacional sobre Promoción de la Salud, Ottawa, 1982.
 
Referencias bibliográficas.
Aprile, Orlando C. (2000) “La Publicidad Estratégica”.Buenos Aires: Editorial Paidòs SAICF
Beltrán, Luis Ramiro (1995) “Salud Pública y Comunicación Social” Revista latinoamericana de Comunicación “Chasqui” Nº 51: 33 Quito: CIESPAL
Bordelois, Ivonne (2009) “A la escucha del cuerpo”. Buenos Aires: Libros del Zorzal. 
Ferrer Rodríguez, Eulalio (1982) “La Publicidad”. México D.F: Editorial Trillas S.A.
Gómez Sancho, Marcos (1998) “Cómo dar las malas noticias en medicina”. Madrid: Aràn.
Kaminsky, G. (1994) “Dispositivos Institucionales. Democracia y autoritarismo en los problemas institucionales”. Buenos Aires. Lugar Editorial. 
OPS y UNESCO (1993) “Por una política de comunicación para la promoción de la salud en América Latina”. Quito: OPS.
Pérez Serrano, Gloria(1993)“Elaboración de proyectos sociales. Casos Prácticos”.Madrid: Narcea S.A.
Roche, Ana María (2008) “Comunicar en salud. Un abordaje interdisciplinario para la promoción de la salud pública”.XII Jornadas Nacionales de Investigadores en Comunicación. Escuela de Comunicación Social – Facultad de Ciencia Política y RRII - Rosario. Argentina.
Rojas, Carlos del Valle (2003) “Comunicar la salud. Entre la equidad y la diferencia”. Temuco Chile: Ediciones Universidad de La Frontera.
La Iniciativa de comunicación. Bogotá: Entrevista con. Armand Mattelart. (1 of 10). [Internet]. Disponible en: http://www.comminit.com/la/laint/sld-4786.html. Consultado: Junio 16 de 2004.