“Se han instalado en toda la región nuevos liderazgos representados en gobiernos populares”
 
Prensa
 

“Se han instalado en toda la región nuevos liderazgos representados en gobiernos populares”

Lo sostuvo Saúl Casas en el panel “Latinoamérica entre dos crisis: 1930-2001”

En el marco del I Congreso de Comunicación Popular (CCP) desde América Latina y el Caribe y el II Congreso Comunicación/Ciencias Sociales (COMCIS), que se lleva a cabo en la Facultad de Periodismo y Comunicación Social de la UNLP se realizó el panel “Latinoamérica entre dos crisis: 1930-2001” del que participó Saúl Casas (FPyCS-UNLP). La charla estuvo moderada por Teresa Bonet, docente de nuestra unidad académica en la cátedra de Historia Contemporánea de América Latina.

El docente e investigador Saúl Casas en torno a la actual coyuntura histórico-política de América Latina manifestó: “Somos actores de un proceso social y político rico y complejo, con aristas diversas, en el que se dan disputas ideológicas y políticas. Se han instalado en toda la región nuevos liderazgos representados en gobiernos populares y se han generado nuevas formas de hegemonía”.

En su exposición, hizo hincapié en la República del Paraguay sobre la que señaló que “es un caso específico de la región por una cuestión geopolítica y porque su lugar es territorialmente estratégico”.

A su vez, comentó: “Estos últimos años en Paraguay ha surgido una nueva clase dominante que es reactiva a cualquier reforma popular y transformación social, no hay negociación con los sectores populares, se invisibiliza a ese otro Paraguay que integran los sectores populares como es el caso de los movimientos campesinos y urbanos”.

Sobre los movimientos campesinos, desarrolló el caso de CONAMURI: “Es una organización que se formó a fines de los 90 y que cobró fuerza en el gobierno del presidente Lugo. Busca mejorar las condiciones de vida de las mujeres, incorporar la cosmovisión y el respeto hacia los pueblos originarios y lograr la igualdad entre hombres y mujeres” y agregó que “los movimientos campesinos lograron en Paraguay cierta visibilización a través de esta organización”.

“Los movimientos campesinos y urbanos crearon este año un Congreso Democrático del Pueblo, es una organización popular de base que funciona en los espacios públicos ya que no está institucionalizado” y añadió: “Lo que intenta es lograr alianzas masivas y así fortalecer los avances en la distribución económica, apuntar a una reforma agraria, a la soberanía alimentaria, generar acciones ante la violencia de género y poder incidir en las políticas públicas del Estado para poder transformar la calidad de vida”, destacó.

Por último, hizo énfasis en el salto cualitativo que tuvo CONAMURI: “La organización pudo saltar de la resistencia a un proyecto político que apunta a crear otro modelo productivo y un espacio rural propio”.

Correo Perio