La charla se realizó en el Aula Magna de la Universidad Nacional del Sur
 
Prensa
 

“La Nueva Provincia fue parte del gran crimen en Argentina”

En Bahía Blanca, Saintout disertó sobre medios y dictadura

“Siempre supimos que La Nueva Provincia era un poder siniestro pero hoy, además, sabemos que es posible la justicia. Esta ciudad tenía y aún tiene una gran movilización política y social que lucha y que no se dejó vencer nunca ante todas las adversidades. Esta ciudad, a la que algunos han llamado ‘la ciudad del silencio’, nos permite también hoy celebrar que un Massot pueda ser citado a indagatoria, algo impensado hace algunas décadas atrás pero que hoy es una realidad efectiva”, manifestó la decana de Periodismo, Florencia Saintout, el jueves 24 en el marco de la charla Medios y Dictadura realizada en el Aula Magna de la Universidad Nacional del Sur, en Bahía Blanca.

La charla fue organizada por la Facultad de Periodismo y Comunicación Social de la UNLP y la Autoridad Federal de Servicios de Comunicación Audiovisual. Del panel, además de Saintout, participaron la periodista y docente universitaria, Mariana Moyano, el diputado provincial de Nuevo Encuentro, Adrián Grana, y la integrante de H.I.J.O.S - Bahía Blanca, Alejandra Santucho.

“Es importante que estemos realizando este encuentro en esta Universidad que ha sido tan golpeada, y que además estemos en este rectorado donde se leyó la sentencia a los represores del Quinto Cuerpo del Ejército. Las universidades, como los medios de comunicación, nunca son neutrales. La autonomía universitaria como no toma de posición es falsa. Es una coartada para no comprometerse. Por eso esta convocatoria es un hecho político que nos permite pensar algo que seguramente todos sabemos: durante la dictadura, ciertos medios y cierto periodismo actuaron como sistema protagónico, como autores del gran crimen en Argentina. Los medios han actuado como máquinas culturales de producción de sentido a través de la gestión del miedo”, afirmó Saintout ante la nutrida concurrencia.

Destacó que los medios actuaron construyendo terror a través de la desinformación, la mentira, la invención de situaciones y, fundamentalmente, quitándole la palabra a todo el pueblo argentino, apropiándose de la palabra pública y reduciéndola a una cuestión meramente empresarial.

En ese sentido, advirtió que “han sido gestores del miedo y del terror. Uno puede pensar que el miedo es propio, individual, que se siente en el cuerpo, que es tan natural, y sin embargo los miedos no han sido los mismos a lo largo de la historia. Los miedos se crean históricamente, socialmente en las relaciones de fuerza y de construcción de sentido. Además, los medios actuaron como parte de ese gran crimen de la miseria planificada de grandes mayorías y para el enriquecimiento de unos pocos, ese crimen que tuvo como objetivo la destrucción de lo público y la aniquilación de proyectos políticos emancipadores”.

Según Saintout, “los medios hicieron posible, fueron moldeando como coautores de los capitales económicos y de la derecha política, el propio proyecto de país, y desde ahí contribuyeron a la idea de que había algunos cuyas vidas ni siquiera merecían ser lloradas porque no eran consideradas vidas, que habían algunos que podían ser eliminados, masacrados, torturados”.

“Esto permanece como memoria residual, como pasado que es presente, con nuevas vestiduras pero presente en estos días: el miedo al ‘otro’ se fue reconfigurando desde el ‘otro’ subversivo’ al ‘otro’ joven pobre al que incluso se cree que se puede linchar y llegarse a discutir si eso es o no un asesinato. Lo popular es una amenaza, la política es una amenaza, y los medios han contribuido a la descuartización de la política”, agregó.

La decana también resaltó la valentía de los fiscales federales Palazzani y Nebbia, de Bahía Blanca, por los avances de la investigación penal sobre el accionar de La Nueva Provincia durante la última dictadura, y valoró la importancia de ese proceso penal, que da cuenta de que cada vez más hay espacio para examinar las complicidades civiles, eclesiásticas y mediáticas.

“Estamos en un momento en el que se vuelve a abrir la posibilidad de la verdad en aquellos lugares donde aparecía obturada. Esto que pasa hoy con Massot no está separado de unos candidatos que van a las embajadas a hablar mal de un presidente que se animó a bajar los cuadros, no está separado de aquellos que creen que hay que encerrar a los pibes pobres, por lo que tenemos que estar muy atentos”, afirmó.

“Quiero terminar citando algo que ustedes conocen bien, pero quizás sea necesario pensarlo una vez más. Rodolfo Walsh, en su Carta a la Junta Militar, dice: ‘Pero aun así, por más que maten al último, la lucha surgirá bajo nuevas formas’. Hoy estamos festejando esas formas de la lucha”, cerró Saintout.

“Es importante que no gocen de impunidad”

Antes de la charla en Universidad Nacional del Sur, la decana de Periodismo realizó declaraciones a la prensa local y aseguró que “la mayoría de los argentinos, no solamente los bahienses, nunca imaginamos que un hombre como Massot va a estar siendo indagado, y va a tener que responder”.

“El diario La Nueva Provincia ha tenido posiciones clasistas, discriminatorias, antipopulares a lo largo de su historia y en estos últimos años frente a los procesos de toda Latinoamérica. Por eso es muy importante que no tengan impunidad”, manifestó Saintout, quien agregó: “Vicente Massot tiene que ser juzgado e ir preso frente a los crímenes” de lesa humanidad que se le imputan.

Por la mañana la decana participó de una concentración de organismos de derechos humanos y agrupaciones políticas frente a la sede judicial donde Vicente Massot se presentó, desde las 8:15, con el objeto de realizar la primera declaración indagatoria ante el juez Álvaro Coleffi y los fiscales de la causa.

Correo Perio